RETIROS DE FUT HISTÓRICO NO CONVENCEN A CONTRIBUYENTES

RETIROS DE FUT HISTÓRICO NO CONVENCEN A CONTRIBUYENTES

La reforma tributaria promulgada en septiembre del año pasado abrió dos ventanas transitorias para los contribuyentes que se extienden durante este año: una, para regularizar rentas en el exterior a una tasa preferencial de impuesto de 8%; y la otra, para realizar retiros desde el Fondo de Utilidades Tributables (FUT) a una tasa especial del 32% menos los créditos acumulados.

La primera ha sido todo un éxito, con declaraciones para repatriar capitales desde el exterior que rozan las 900 y una meta de recaudación que ya superó la esperada por el Ministerio de Hacienda (US$ 160 millones versus US$ 120 millones). Sin embargo, la segunda opción pareciera no haber seducido a los contribuyentes.

Según información del Servicio de Impuestos Internos (SII), al 30 de octubre los retiros desde el FUT histórico totalizan apenas US$ 39,2 millones, casi un tercio de la meta que el Ministerio de Hacienda estableció en el informe financiero de la reforma tributaria: sobre los US$ 100 millones.

A la fecha, por lo demás, se han recibido 260 declaraciones juradas para realizar el procedimiento, de las cuales 222 corresponden a personas jurídicas y 38 a personas naturales.

La cifra implica un avance respecto a julio, cuando apenas 67 contribuyentes habían realizado el trámite.
Asimismo, en términos de recaudación el aumento ha sido mayor en los últimos tres meses: en julio, los impuestos pagados ascendían a US$ 19,2 millones, versus los US$ 39,2 millones al 30 de octubre.

La medida, vigente desde el 1 de enero hasta el 31 de diciembre de este año, contempla la posibilidad de realizar giros desde el registro -que contempla las utilidades retenidas de las empresas y que se elimina con la reforma tributaria- a una tasa especial de 32% menos los créditos acumulados.

Es decir, un porcentaje algo inferior al cargo que consideraba la legislación previa.

¿Se alcanza la meta?

Ya con diez meses del año transcurridos y en vista de los “pobres” resultados de la ventana transitoria, los expertos comienzan a cuestionar que se alcance la recaudación esperada en este ítem.

“Es altamente probable que no se alcance la meta, básicamente porque la norma es atractiva para un grupo muy reducido de sociedades y socios con niveles bajos de tributación personal. Por lo tanto, el universo de aplicación es bajo”, señala el socio de Guerrero Olivos, Sebastián Guerrero.

“Veo muy poco probable que se cumpla la meta de recaudación. Se hubiese cumplido y sobrepasado ampliamente si hubiese habido una ventana diferenciada, por ejemplo, para montos de hasta UF 50.000, que pudiesen haber tributado con tasas de entre un 20% a un 25%”, argumenta el socio principal de AK Contadores, Patricio Gana.

La socia de Barros & Errázuriz, Carola Trucco, señala que el bajo ritmo de declaraciones no se debe sólo al impuesto.

“También se trata de un tema de plazo, ya que esta oportunidad termina el 31 de diciembre y aún existe incertidumbre respecto de la reforma a la reforma tributaria en cuanto a los regímenes de tributación disponibles y las tasa de impuesto aplicables”, argumenta.

Respecto a su vigencia, el socio de Aguayo, Ecclefield y Martínez, Felipe Ecclefield, no ve “problema” alguno en que se extienda durante el próximo año la ventana transitoria.

“Sería ideal que pudiera reducirse la tasa o ampliarse el plazo, no obstante creemos que ello no ha estado en las pretensiones del gobierno respecto de la revisión de la reforma tributaria”, lamenta el socio de Tax y Legal de RSM, Cristián González.

Mientras que el socio de Bustos & Cía, Claudio Bustos, plantea que la ventana podría ampliarse a todo el primer semestre de 2016. “Hay que permitir que pueda acogerse a la franquicia la totalidad del FUT acumulado, sin restricción, y reducir la tasa del impuesto sustitutivo a un valor entre 25% y 27%”, expresa.

¿Le fue útil este artículo?

Fuente: Diario Financiero. 10 de noviembre de 2015. Por Sebastián Valdenegro.

tabs-top

Los comentarios están cerrados.